Los desdobles

      Comentarios desactivados en Los desdobles
FacebooktwitterpinterestlinkedinmailFacebooktwitterpinterestlinkedinmail
Print Friendly, PDF & Email

Abstract

El artículo habla de cómo se realizan los desdobles en las aulas de formación profesional, sobre todo en aulas en las que se he estado trabajando y viendo de primera tinta como se trabajan. Los ejemplos de desdobles también están estudiados y tratados en la comunidad catalana.

Al ser un tema muy interno de cada centro, se trata con especial delicadeza y personalización.

En este artículo vamos a ver los diferentes tipos de desdobles en las aulas y como se aplican en diferentes centros de la Comunidad Valenciana y de Aragón. Llegando a dejar diferentes conclusiones para que el lector pueda sacar sus propias conclusiones.

¿Qué es un desdoble?

Desdoble:

  • nombre masculino. 

  • Acción de desdoblar o desdoblarse.

En educación la definición de desdoble es la siguiente:

“Un desdoble consiste en la asignación de un segundo profesor al grupo en una materia determinada. Significa que el grupo se "divide en dos" y cada parte es atendida por un profesor. Esto permite poder desarrollar clases más prácticas y aumentar la atención individualizada”.
La fuente esta extraída de un centro educativo público en la web de mestreacasa.gva.es: http://mestreacasa.gva.es/c/portal/layout?p_l_id=500001863261

En
algunas materias que puedan ser susceptibles de peligro, como por ejemplo en
los ciclos formativos. Existe un refuerzo de profesorado en las aulas. Si las
matriculas superan los quince alumnos. Se solicita un segundo profesor. En la
actualidad la nueva educación en las escuelas también están solicitando el
desdoble entre los maestros.

Como
desdobles en el aula se puede interpretar de varias formas. Las principales:
Dos docentes por aula o un docente por aula con la mitad del grupo (cosa que
este último apartado es difícil de conseguir por que las aulas están saturadas
y no se pueden aumentar los horarios. De poder hacerse se exigiría al
departamento de educación de la comunidad autónoma que implemente un nuevo
curso, teniendo el mismo problema de matrículas.

Los
argumentos en que se basan para aceptar una materia que se pueda desdoblar es:

  • Sube
    la homogeneidad del grupo.
  • Se
    reduce el ratio alumnos por aula.
  • Menor
    riesgo de cargos otorgados al docente.
  • Mayor
    facilidad para detectar dificultades o conflictos en el aula.
  • Mejor
    dedicación del docente hacia el alumnado.

Si
el desdoble se solicitase en base de estos puntos. No habría problema, pero se
pierde o reduce el trabajo en equipos. Preocuparse de los recién llegados o
alumnos con dificultades de integrarse… Tendría mejor sentido unificar grupos
que separarlos.

De
forma personal hacia el docente, el trabajar en equipo también puede mejorar
carencias o perfeccionar técnicas entre ellos. Ya que al tener dos docentes del
mismo rango autoritario, se deben negociar y llegar a un consenso la forma
metodológica de dos docentes en una misma aula. Puede ser muy fructífero el
compartir ideas. Además obliga al docente a reciclarse y actualizarse.

El
desdoble como tal se entiende como dos docentes en el aula para realizar apoyo
mutuo y mejorar la calidad educativa del aula y del alumnado como principal
prioridad, satisfaciendo sus necesidades. Además de ayudar a integrarse al
nuevo profesorado o interino (este último perfil de docente, tiene sus
dificultades de integración laboral a causa de que va cambiando de centro, un
desdoble con un profesor o maestro de plantilla, puede mejorar la estancia y
calidad del interino.

En
los centros públicos actuales los desdobles se están manipulando al interés del
centro o del alumnado, los más conocidos son:

  • Se
    han realizado en las aulas desdobles del
    cien por cien
    . Es por ley, lo que la normativa exige. Dos docentes en todo
    momento en el aula para todo el grupo. Sobre todo en ciclos formativos. Ya que
    en el taller existe riesgo de accidente y hay que disponer de un refuerzo el
    cien por cien de las horas, por ser un número alto de alumnos en las aulas.
  • Se
    han aplicado desdobles al cincuenta,
    cincuenta en horas
    . Teniendo el cien por cien de alumnado un único docente,
    pero impartiría solo la mitad del libro o del curso.
  • Se
    ha aplicado la partición del grupo para dos profesores, teniendo un desdoble al cincuenta, cincuenta de
    alumnos.
    Sería lo mejor, grupos reducidos para que el profesor pueda
    atender al alumnado. Como hemos comentado al inicio, sería perfecto porque
    salvo que todos los centros no tienen tantas áreas para impartir clases. De
    tener este exceso de aularios. El departamento de educación aprovecharía las
    infraestructuras para más matriculas o alumnos.
  • En
    tiempos de crisis (en este caso en la comunidad valenciana) para ciclos
    formativos, se hizo un desdoble práctico.
    El profesor titular impartía las clases teóricas con todo el grupo como si de
    un grupo de Bachillerato o de la E.S.O. se tratase. En el momento que se tenía
    que ir a realizar tareas prácticas de trabajos procedimentales, se incorporaba
    un profesor para controlar el alumnado que trabajase en lo establecido por el
    profesor titular. También el profesor práctico aliviaba trabajo a quien llevaba
    el cien por cien del grupo. Reduciendo márgenes de error de los alumnos, que
    estuvieses desatendidos y teniendo un mejor control sobre la metodología
    didáctica del grupo.
  • Existe
    otro sistema de desdoble que es realizar un auto-desdoble. Consiste en que un único docente, realiza la clase
    teórica con todo el grupo (por ejemplo treinta alumnos) y como es inviable que
    un único docente pueda atender a los alumnos en las prácticas. Él tiene el
    grupo partido en dos para la práctica y juntos en la teoría.

Ejemplo 

Un único grupo de treinta alumnos, a la semana tendría, tres horas de teoría. A lo largo de la semana el mismo grupo se divide en dos grupos de quince/quince para realizar la parte práctica de los contenidos mínimos establecidos por el currículo. De esta forma la teoría no es preciso un docente y en la práctica de en vez de tener un segundo docente para ayudar a medio grupo. Él mismo tiene dicho media clase en diferentes días.

Ahora
bien, ¿cuál es el desdoble obligado por ley y a cumplir obligatoriamente para
todos los centros o comunidades y/o cuál es el mejor para aplicar la
metodología de aula?

 Lo que sí que está claro es que el desdoble
cien por cien, cuando un docente está impartiendo la materia teórica para todo
el grupo. El otro docente no está ejerciendo su trabajo porque dos
explicaciones a la vez no se pueden realizar, más que nada porque “cada
maestrillo tiene su librillo”, estando desaprovechando su talento o su función.
El desdoble cincuenta, cincuenta en horas, viene a rozar el límite de la
ilegalidad, porque habiendo dos docentes a horario cien por cien, un docente
solo trabajaría medio curso y el otro medio curso el otro docente. De ahí que
he citado que rozaría el linde del fraude. Porque se está incentivando a un
docente por un curso completo cuando imparte solo la mitad. El método
cincuenta, cincuenta, sería una de las mejores opciones como hemos comentado,
pero por tema de recursos es difícil de aplicar. Para cada docente sería
perfecto un grupo reducido en que se puede moldear a las exigencias de cada
docente y a la vez tiene un fleco. Ya que una evaluación, para ser justa se
debería de realizar para todo el grupo mediante una única prueba para todos.
Siendo imparcial realizando prueba por docente o grupo, no dando igualdad de
oportunidades a todos por igual.

El
auto-desdoble viene a ser un poco confuso para el docente. Él docente tiene que
repetir la materia dos veces en diferentes grupos. En la parte procedimental
cada alumnos trabaja a un ritmo o una manera y es diferente, pero, sobre todo
cuando se imparta la teoría (al inicio de curso, entre que los alumnos no
tienen los libros, no saben los conceptos básicos o los contenidos, no pueden
realizar trabajos prácticos) porque suelen ser un poco más conceptual para ir
conociendo lo que se va a trabajar obligando a adaptar la carga horaria a las
necesidades del alumnado y de los conocimientos.

Esta
información se ha extraído de las páginas web que se aprecian en la
bibliografía y por la experiencia laboral entre las comunidades autónomas de la
Comunidad Valenciana y la de Aragón

Bibliografía

  • www.dogv.es  (Diario Oficial de la Generalitat Valenciana)

Vicente Serra Pla